Esta especia, proveniente del sur de China y Vietnam, forma parte integral de las antiguas medicinas tradicionales de estos pueblos. Su uso se registra en el clásico chino, Compendio de Materia Médica (Bencao Gangmu), escrito por el herbalista y médico erudito chino Li Shizhen en el siglo XVI. En estos países, se ha cultivado por siglos principalmente para la perfumería, medicina y como especia culinaria.

El nombre científico del árbol es illicium verum H., el cual se deriva del latín illicere (seductor), probablemente por su atractiva y dulce fragancia. Su fruto, de forma estrellada, se cosecha antes de que madure y luego se seca al sol.

A pesar de su larga historia en Oriente, no se introdujo en Europa hasta finales del siglo XVI por el navegante inglés Thomas Cavendish.
Posee propiedades antimicrobianas, antioxidantes, ansiolíticas, analgésicas, insecticidas, sedantes y anticonvulsivas.

El anís estrella es una de las principales fuentes de ácido shikímico, el cual es utilizado en la elaboración de Tamiflu (oseltamivir) por sus propiedades antivirales. El anetol, principal componente de su aceite esencial, posee propiedades antisépticas. Obtiene su distintivo sabor a regaliz de este mismo compuesto químico.

La Farmacopea china describe sus propiedades reguladoras del flujo del Qi para aliviar el dolor o el resfriado común.

Su aceite esencial es carminativo, se usa para el tratamiento de dolores de estómago y reumatismo, así como antídoto para varios venenos.

Regula la menstruación y el deseo sexual. Es estimulante, por lo que ayuda a aumentar el apetito.
Son los países de Asia quienes lo incluyen tradicionalmente en sus recetas. Se usa para dar sabor a las comidas y en la coctelería para la preparación de licores anisados. Se puede usar entero y al final retirarlo o molerlo en un molinillo para agregarlo a una receta. También se puede hervir mientras se hacen preparaciones de salsas.

El anís estrellado se utiliza en Oriente como el anís semilla en Occidente. En las recetas occidentales se puede encontrar en compotas y mermeladas de frutas, y en la elaboración de licores de anís como el anisette.

En China son típicos los huevos hervidos por largo tiempo en té negro, anís estrella y especias; estos son populares como comida callejera.

En Vietnam, se usa en diversos platillos tradicionales, como la sopa Pho bo. 

En India también es una especia popular. Se usa en la mezcla de especias, Garam masala, así como para el biryani y el pollo estilo curry. 

En Tailandia es tradicional en el Cha dam yen, té negro helado. 

Es un ingrediente esencial de la mezcla, Cinco especias chinas, tradicional de la cocina asiática, la cual se agrega a la masa de verduras y carnes fritas al estilo chino. La carne se cubre con una mezcla de maicena y esta mezcla de especias antes de freírla.

Su sabor combina bien con el cerdo y el pato.
En la medicina tradicional china es aplicada para tratar vómitos, dolores de estómago, insomnio, inflamación de la piel y dolor reumático. En la Lista de Plantas Medicinales de Yunnan se describe su uso para el tratamiento de vómitos y dolor. 


Se utiliza en tés tradicionales para tratar el nerviosismo y el insomnio y como sedante. Normalmente, de 3 a 6 g se ponen en decocción en agua como dosis oral o se convierten en pastillas o en polvo. Una cantidad adecuada se muele en polvo para aplicar externamente.



El anís estrella es muy bueno para cólicos y retorcijones en recién nacidos y niños, pero debe ser a través de la leche materna; la madre lo puede consumir mediante infusiones.



Presenta un bouquet alicorado más pungente y potente que la semilla de anís.
Anís Estrella
$7000 COP.

Cartagena – Bolivar.

(+57) 320 566 3020 - 316 528 5120

Info@spicarium.com.co

Ventas@spicarium.com.co

Términos y condiciones.

¿Necesitas ayuda?
Habla con nosotros