Nativa de Sri Lanka y el sur de la India. El género cinnamomum contiene alrededor de 250 especies de árboles y arbustos, de los cuales se comercializan como canela aproximadamente 4, pero se considera a la de Ceilán (cinnamomum verum) como la “verdadera” canela.

Es uno de los cultivos aromáticos más antiguos de la humanidad. Se menciona frecuentemente en el Antiguo Testamento de la biblia. Hace aproximadamente 5.000 años los antiguos egipcios la usaban para embalsamar momias, en perfumería y como saborizante. El médico y botánico griego Dioscórides (c. 40 - 90 d.C.), el famoso médico griego Hipócrates (c. 460 - 370 a.C.) y Galeno (c. 129 - 201 d.C.), médico griego de los emperadores romanos, todos alababan las propiedades medicinales de la canela.

En estas antiguas culturas la canela alcanzó precios astronómicos y se consideraba signo de distinción. El historiador romano Plinio El Viejo describe cómo la canela, adornada con oro, formaba una ofrenda costosa en los templos romanos.

Según el viejo mito egipcio del ave Fénix, esta muere y renace en un nido aromático de canela. Debido a la cercanía comercial y política del imperio egipcio y romano, el mito se trasladó a esta última cultura, donde a los fallecidos emperadores romanos se les incineraba en una gran pira de canela como símbolo de inmortalidad.

Su glamour se extendió hasta la Edad Media donde además constituyó uno de los principales afrodisíacos de la época, tanto en Europa como en el mundo árabe.

Su nombre en inglés cinnamon proviene del griego kinnámōmon, vocablo heredado probablemente de los Fenicios que significa madera dulce. El profeta Ezequiel incluye a la canela cassia entre los bienes comerciales que formaron la riqueza de la ciudad fenicia de Tiro.
Su aceite esencial está compuesto principalmente de cinamaldehído, eugenol, cariofileno, acetato de cinamilo y ácido cinámico. Estos compuestos han demostrado una amplia gama de actividades farmacológicas como anestésicas, antialérgicas, antioxidantes, antimicrobianas, antiinflamatorias, anticancerígenas, antidiabéticas, antihipertensivas, antipiréticas, antitumorales, antivirales, cicatrizantes, anti-VIH, ansiolíticas y antidepresivas.

El cinamaldehído, uno de los principales componentes de la especia responsables de su dulce aroma y sabor, ha demostrado ser el causante de los efectos antiinflamatorios, antitumorales, reductores del colesterol, antivirales y antimicrobianos.

Se ha demostrado que la actividad antitumoral de la canela inhibe la proliferación de varias líneas celulares de cáncer humano, incluido el cáncer de cuello uterino, el cáncer de leucemia y el cáncer de piel.

Su alta actividad antioxidante se debe a su contenido en compuestos fenólicos y flavonoides.

Los más documentados beneficios para la salud que proporciona esta especia están relacionados con la prevención y el tratamiento de diversas enfermedades crónicas como la diabetes, el Alzheimer y la enfermedad de Parkinson.

También posee actividades gastroprotectoras, cardioprotectoras, inmunomoduladoras y potenciadoras de la función cognitiva.


Fue una de las primeras plantas aromáticas reportadas con potencial antibronquitis. 

Posee propiedades regenerativas de tejidos, coagulantes y cicatrizantes de heridas.
Es una de las especias más apreciadas y consumidas en la cocina. Tanto en astillas como molida, se usa para dar sabor y aromatizar cualquier preparación; es esencial para la repostería al igual que para platos salados como carnes asadas, también se puede usar en carnes blancas y para aromatizar infusiones y bebidas. Hay personas que prefieren calentar un poco de agua con canela para que suelte todo su aroma y luego así incorporar a la receta.
Se ha encontrado que el extracto etanólico de canela combate el acné provocado por las bacterias Cutibacterium acnes y Staphylococcus epidermidis.

La adición de miel y leche aumenta la absorción de los polifenoles de la canela, por tanto aumentan la capacidad antioxidante durante la digestión.

Actúa como repelente natural.

En la medicina tradicional de la India, Ayurveda, se menciona como remedio para indigestión, diabetes, acné, problemas respiratorios y urinarios, flatulencias y como prevención de la gripe.

Es utilizado por la población rural de la India para curar diversas dolencias, a saber: bronquitis, asma, cefalea, odontalgia, enfermedades cardíacas, diarrea, uropatía, náuseas, vómitos, flatulencia, fiebre, halitosis, artritis, tos, ronquera, impotencia, frigidez, inflamación de los ojos, calambres, espasmos intestinales, vaginitis , neuralgia, reumatismo y dolores de garganta, etc.

La canela es uno de los afrodisiacos más antiguos, para estos fines se aplica externamente en forma de aceite.
De sutil aroma suave y sabor dulce, a diferencia de las demás canelas que suelen ser ligeramente picantes.
Canela en polvo.
$10.000 COP.

Cartagena – Bolivar.

(+57) 320 566 3020 - 316 528 5120

Info@spicarium.com.co

Ventas@spicarium.com.co

Términos y condiciones.

¿Necesitas ayuda?
Habla con nosotros